Las cofradías Madrileñas también ayudan contra el COVID-19

Las Cofradías madrileñas que no han podido procesionar esta Semana Santa, también han puesto su granito de arena en la lucha contra la pandemia que nos tiene a todo el país en cuarentena. Pero no solo ellas, la práctica totalidad de hermandades y asociaciones religiosas, salgan o no en semana Santa, también han contribuído a esta causa, como la Asociación de Amigos de la Beata Maria Ana de Jesús, que hoy 17 de abril celebra su festividad y que ha donado el equivalente a lo que se iba a gastar en la recogida de alimentos y pasacalles del próximo 25 de abril.

Muchos villareños y villareñas pertenecen y colaboran con esta asociación dedicada a facilitar alimentos a los más desfavorecidos, así como otros tantos pertenecen a cofradías y hermandades madrileñas que han apoyado esta iniciativa, por lo que parte de ese merito es vuestro también.

Coordinados por la «Real Congregación del Santísimo Cristo de la Fe Cristo de los Alabarderos y María Inmaculada Reina de los Ángeles» y la «Congregación de los Siete Dolores», en total se han recaudado 86.000€ para la causa. Para decidir en que invertir esa donación, los coordinadores se pusieron en contacto con la Comunidad de Madrid para conocer las necesidades de materiales urgentes y para que puntos.

A propuesta de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid, se ha destinado una parte de la donación a la compra y entrega en el hospital temporal montado en IFEMA, de material fungible y facilmente desechable para facilitar las comidas a los enfermos: bandejas, platos, vasos, cubiertos, servilletas, etc… que fueron entregados el 16 de abril en las mismas instalaciones feriales.

El resto será destinado a la compra de material básico para varias residencias de mayores de la capital, regentadas por religiosas y que acusan una importante falta artículos esenciales para su cuidado como sábanas, empapadores, productos de higiene, etc…

Quizas parezca un gesto insignificante en la gran magnitud de la tragedia que estamos viviendo, pero la fe de muchos villareños y villareñas sirve para mucho más que lucir flores y pasos en procesiones vestidos con nuetras mejores galas, sirve también para cuidar y salvar vidas. Se puede rezar, se puede hacer o ambas cosas, pero con esto queda claro por lo que apuestan las cofradías, hermandades y asociaciones religiosas de la Comunidad de Madrid…  y no hace falta ser creyente para pertenecer a ellas, solo hay que creer en las personas.

Deja un comentario